HALLOWEEN PARA UN NIÑO DE TRES AÑOS

Por | Historietas bajo Paraguas Deja un Comentario


¡Buenos días!

Estrenamos el mes de Noviembre con lo que, desde hace unos años, ha supuesto una celebración muy interesante, HALLOWEEN.

El proceso de globalización supone la adquisición e interiorización de nuevas costumbres propias de otras culturas. Existen controversias acerca de esto, hay quien piensa que ya tenemos nuestras manifestaciones culturales propias como para tener que celebrar las que nos "vienen" de fuera.

Para entender esto es necesario tener un poco la mente abierta. Y me refiero a verlo desde el punto de vista de la interculturalidad, del saber un poco de historia más allá de los disfraces de los niños y del "truco o trato", que también está muy bien para pasar un buen rato la tarde del 31 de octubre.

mde
HALLOWEEN


Los orígenes de esta fiesta no son americanos, como mucha gente pueda creer.

Halloween es una fiesta de la cultura anglosajona que se celebra en la noche del día 31 de octubre. Sus orígenes se remontan a los celtas, hace más de 2.500 años, cuando el año celta terminaba al final del verano, el día 31 de octubre. Ese último día, se suponía que los espíritus podían salir de los cementerios pedir alimentos y maldecir a los vivos. Les hacían víctimas de conjuros si no accedían a sus peticiones: me das algo o te hago una travesura, que es la traducción de "Trick or Treat" (Truco o Trato). Para evitarlo, los poblados celtas ensuciaban las casas y las "decoraban" con huesos, calaveras y demás cosas desagradables, de forma que los muertos pasaran de largo asustados. De ahí viene la tradición de decorar con motivos siniestros las casas y también los disfraces. La fiesta fue exportada a los Estados Unidos. La internacionalización de Halloween se produjo a finales de los años 70 y principios de los 80 gracias al cine y a las series de televisión. En la actualidad los niños se disfrazan para la ocasión y pasean por las calles pidiendo dulces de puerta en puerta. Después de llamar a la puerta los niños pronuncian la frase "Truco o trato". Si los adultos les dan caramelos, dinero o cualquier otro tipo de recompensa, se interpreta que han aceptado el trato. Si por el contrario se niegan, los chicos les gastarán una pequeña broma.

Halloween es una fiesta basada en la magia, los hechizos... Los "personajes “que se suelen asociar a Halloween incluyen a los fantasmas, las brujas, los gatos negros y los demonios, así como ciertas figuras literarias como Drácula y el monstruo de Frankenstein. Los celtas solían disfrazarse con pieles de animales el 31 de octubre y así no ser descubiertos por los espíritus que, según ellos, esa noche recobraban vida. Los colores tradicionales de Halloween son el negro de la noche y el naranja de las primeras luces del día. Los símbolos de Halloween también incluyen elementos otoñales como las calabazas y los espantapájaros.

¿QUÉ ES HALLOWEEN PARA UN NIÑO DE TRES AÑOS?

Antonio tiene tres años y medio, y aún no tiene interiorizado el concepto de la muerte y lo que a ello se asocia, fantasmas, calabazas, brujas, momias...
Sabe que un esqueleto son el conjunto de huesos que componen el cuerpo de un ser vivo vertebrado (se lo he enseñado en casa), pero no encuentra la relación con la celebración de este día... y créanme, es difícil de explicar...
Por ello, lejos de intentar razonarlo, he dejado que manifieste lo que él realmente siente, sin obligarlo a disfraszarse ni a hacer el "truco o trato".
Principalmente con lo que me quedo de este día, y me doy por satisfecha de que así Antonio lo haya entendido, es que existe Halloween, que es una celebración propia de otros países, ( he tirado del mapamundi que en su día pinté en su habitación para exlicarles la procendencia), que la gente (mayores y niños)se disfrazan - si quieren- la noche del 31 de Octubre y va a las casas de los vecinos a pedir caramelos diciendo "truco o trato".  Nada más.
Este año Antonio no ha querido participar de la fiesta y su explicación me ha convencido:
Mami, pero es de noche, no me gusta disfraszarme de noche. Prefiero que sea de día, se puede jugar en los columpios, con los coches...
Ja,ja,ja, se lo recordaré dentro de unos años, cuando realmente encuentre la explicación a esta fiesta, y si no lo hace, por lo menos logre divertirse, que es lo que importa.

Y vosotros, ¿habéis celebrado Halloween? ¿qué os parece esta fiesta?

¡Nos leemos pronto!

0 comentarios :

Publicar un comentario